Cómo crear un tono para el iPhone (un servicio a la comunidad)

Así que tienes un iPhone. Como te habrás dado cuenta, en lo que respecta a elegir un tonito para tu timbre no existe gran variedad. Además, tú siempre soñaste con tener de tono la canción de “Piquito de Pollo”, por alguna razón. O utra canción, o cualquier archivo de audio.
Te metes al iTunes, e intentas comprar un tono. No existe el que quieres, y el inventario que tienen te lo quieren vender muy caro. O no tienes tarjeta de crédito. La frustración crece. “Chingado! Es mucho pedir mi tonito de “Piquito de Pollo!?”, exclamas con la voz temblorosa y los ojos a punto de estallar en lágrimas.

Afortunadamente, te encontraste con este blog momentos antes de redactar tu recado póstumo. Aquí te voy a decir cómo puedes crear tu propio tono. Es más fácil de lo que parece. He aquí los pasos:

PASO 1.
En el primer paso puedes hacer una de dos cosas.
Si tienes algún editor de audio (te recomiendo el CoolEditPro, por fácil de usar), edita tu clip exactamente como lo quieres. Nadamás que no pase de 30 segundos. Es un tono, no un remix, OK?
Si no tienes editor de audio, no te aflijas. Simplemente abre tu iTunes y crea un nuevo “playlist”. Haz una copia de tu cancioncita (sí, una copia – recuerda que la vas a cortar a 30 segundos). Pícale con el botón derecho a esta copia y dale a “Get Info”. Ahi puedes cambiar el inicio y el fin del clip que quieres crear.

PASO 2.
Dale otra vez con el botón derecho al archivo, y busca la opción “convertir selección a AAC”.  Conviértelo, obviamente.

PASO 3.
Arrastra el archivo nuevo (el .AAC) al escritorio. Una vez ahi, busca la manera (hay muchas opciones, no se a cual estés acostumbrado) de cambiar el nombre del archivo. El nombre, obviamente, no importa. Lo que queremos cambiar es la extensión.
Si no sabes lo que es una extensión, párate, ve a la puerta mas cercana. Mete la cabeza entre la puerta y el marco, y azota la puerta un par de veces. La extensión, si has seguido los pasos correctamente, es (.m4a) (sin el paréntesis). La vas a cambiar a (.m4r) (otra vez, sin el paréntesis).

PASO 4.
Arrastra el archivo de nuevo al iTunes, y listo! Ya tienes tu tonito! Ya nadamás te falta copiarlo a tu teléfono.

PASO 5.
“Sincroniza” tu iPhone en la pestaña de Ringtones.

No está nada difícil, verdad? Y tu que ya te estabas dando por vencido. El único pero es que esto al aprecer no funciona con archivos descargados del iTunes (por aquello de la protección). Pero con cualquier otro emepetrés sí funciona.

Me debes una.

The Iceberg.

PD
No se si los tonitos en formato .m4r funcionen en otro tipo de teléfonos. Si sí, puedes dedicarte a hacerle tonitos a tus amigos. O pedirle a tus amigos que tengan iTunes que te hagan tonitos para el tuyo. Por lo pronto, cuando alguien me llama, escucho el principio de “Raining Blood”, de Slayer. Si me tardo en contestar es porque estoy roqueando. Ja!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: