Se acabaron las vacaciones…

…con todo y que me tomé una semanita de más. Eso de “no hay plazo que no se venza” vaya que es cierto. Aún más cierto es aquello de “Time flies when you’re having fun”, o traducido, “el tiempo vuela cuando te diviertes”.

En fin, ya fui y vine. La pasé bien, hice cosas que quería hacer, me quedé con ganas de otras (pero eso es siempre), vi gente, me faltó ver gente, me faltó ver más a la gente que vi. Pero eso ya lo sabía. Es imposible ir 3 semanas y hacer TODO lo que uno desea. Sobre todo cuando ese “uno” no tiene todos los medios para desenvolverse (entiéndase vehículo – o conocido con vehículo). Más aún cuando la gente a la que ese “uno” va a ver no deja sus intransigencias por un lado (ejemplos de esto: me quedé con ganas de ir a desayunar a un lugar que me gusta mucho, porque una persona intransigente con quien había hecho el plan optó por ir a uno de esos restaurantes de cadena tipo Vips porque asi es su rutina; me la pasé un total de 9 horas y media de tiempo aproximado esperando saber de otra persona intransigente que vive bajo la impresión de que todos tenemos su tiempo; y ya al despedirme, más de uno me echó en cara que nunca se hizo el plan X o el plan Y, astutamente olvidando que ellos jamás marcaron mi numero y solo los ví porque fuí yo quien los buscaba). Ejemplos sobran, y no es la intención quejarme.

Lo que sí, que difícil fue regresar. Siempre lo es, pero en esta ocasión lo fue aún más. Finalmente regreso porque de aqui es de donde sale para poder ir allá, pero en lugar de lamentarme por las cosas debo enfocarme en mejorar las situaciones en ambos lados. Esa es mi mentalidad ahora que regresé.

En Canadá, hasta ahorita, ha sido una misión mi estancia más que una vida. Sí, la lana. No es que me paguen una fortuna, pero ya convertida a pesos mexicanos, jamás ganaría eso allá. Pero no le he hallado el modo a lo que es la vida social (eso, o la gente aqui de plano es demasiado mierda). He intentado fomentar relaciones de amistad, pero pocas veces resulta algo más que una invitación a un bar y un saludo en el trabajo. Mi trabajo, como quienes conocen lo saben, me caga. Y me caga mas ahora que ya no tiene los atractivos que solía tener. No hay tiempo extra, por ejemplo. Eso a fin de cuentas pesa en la cartera.

En Mexico tengo todo lo que me falta aquí. Pero me faltaría lo que tengo aquí. El ingreso, que a fin de cuentas es lo que me permite estar en ambos lados. Con un sueldo de Mexico no podría venir a Canadá de vacaciones como lo hago yendo de aqui para allá.

Y en muchos sentidos, tristemente, Mexico ha adoptado muchas cosas que se dan por acá. Más adelante escribiré acerca de algunas de ellas, pero en resumen la vida ya no es tan barata allá (aunque los sueldos siguen igual), los restaurantes ya se “modernizaron” y no te dejan fumar en ningún lado, y lo peor… lo más triste, es igual de difícil encontrar productos mexicanos allá que aquí.

Pero claro que tiene sus cosas buenas estar en Mexico. Más allá de ver seres queridos y comer comida rica. Encuentro muchas cosas buenas que la mayoría de la gente (yo incluído, hasta hace poco) dan por hechas, que ya en una vida en Canadá se convierten en difíciles. El poder fumar en tu casa, el poder tener una mascota, el poder intercambiar telefonos en una fiesta donde conociste a alguien.

Mas que una queja, escribo esto para leerlo en un futuro (como me encanta leer las pendejadas que he escrito) y recordarme a mi mismo que me prometí ya no quejarme sino tratar de mejorar las cosas.

Mañana me incorporo al trabajo que tanto odio, y empiezo a contar los meses y las semanas que me faltan para poder convivir con la gente de allá, fumar bajo techo, y quejarme inversamente del clima (acá es “pinche frío”, ya quiero poder quejarme del “pinche calor”). No estoy en una posición envidiable en estos momentos. Lo estaba antier. Y ya lo extraño.

The Iceberg.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: