Los planes nunca resultan como uno los planea, pero…

El viernes en la noche estaré cenandome unos tacos al pastor. Después, a ver qué tal me cae un pomito. Quizá un Bacardí Añejo. Y unos Marlboro Rojos. Y unos Hot Nuts o unas Barcel con sabor a habanero. Después, a dormir.

El sábado, me reportaré con mis amistades y mi familia. Iré a un OXXO y me compraré un capuccino, y el periódico. Iré a desayunar almorzar a un lugar que vende salsa verde, cochinita pibil, y chorizo con chile. Después de eso, veremos que pasa.

Si, el viernes en la noche llego a mi aldea. Y ya no puedo esperar.

Ah! los planes antes expuestos están sujetos a mi estado de ánimo y mi cansancio. Salgo de trabajar el jueves a las 11.30 PM. El taxi viene por mi a las 3 de la mañana. El avion sale a las 6.50. Voy a estar 4 horas y media hecho un pendejo en Dallas, TX. Después, falta interactuar con las autoridades migratorias, vendedores de boletos de autobús, taxistas, limosneros, y demás personas que aunque solo “estan haciendo su trabajo”, siempre interfieren con el estado de ánimo de “uno”.

Pero bueno, si es que algún conocido lee esta mierda de blog, todo apunta a que a partir del viernes en la noche podrán comunicarse conmigo con tan solo marcar el 834-155-6170. Sí, soy de los antigüitos que usan la nomenclatura telefónica de antes. Ahí me hablan.

The Iceberg.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: